miércoles, 10 de octubre de 2012

Espinacas con bechamel

Hace tiempo que vi a Karlos Arguiñano hacer esta receta de espinacas, sencilla e ideal para preparar en un día de trabajo. Es gracioso ver como una montaña de espinacas al final queda en nada, empiezan a mermar y se quedan en nada. Así que paciencia e ir añadiendo las espinacas poco a poco, sino veréis vuestra cocina invadida por un gran monstruo verde Espinaqueitor.   
Basta de tonterías y vamos a ello. 


Ingredientes para 2 personas:
3 bolsas de espinacas limpias (900 gr.)
12 gambas.
15 gr. de piñones.
1 diente de ajo.
1 vaso de leche (250 ml.)
1 cucharada de harina.
3 cucharadas de aceite de oliva.
1 cucharada de mantequilla.
Sal.

Preparación:
Pela y trocea muy fino el diente de ajo, pelas las gambas y saltealas en una sartén grande junto con el ajo. Añade las espinacas poco a poco y según vayan mermando, cocinamos todo junto 3-4 minutos y apartamos la sartén. Distribuimos en dos cazuelas de barro. 

Para preparar la bechamel ponemos una cazuela a fuego suave, añadimos la mantequilla y cuando se haya fundido cocinamos la cucharada de harina y vertemos la mitad de la leche.Seguimos removiendo para que no se hagan grumos, salamos. Vertemos el resto de la leche en dos veces y seguimos cocinando durante 6-7 minutos mas sin dejar de remover hasta que adquiera el espesor deseado.

Cubrimos ambas cazuelas con la bechamel, añadimos unos piñones por encima. y gratinamos en el horno hasta que se dore la superficie. A disfrutar de este rico plato.

... Y a la mesa.

22 comentarios:

  1. El resultado final con la bechamel gratinada es el no va mas!! En casa las preparamos parecidas y gustan a todo el mundo y es una forma de hacerlas más ricas. Lo de las galletas está chupado, anímate ya verás!! Besos

    ResponderEliminar
  2. Pues se agradece la receta porque yo las espinacas siempre me las tengo que comer camufladas. Esta forma de preparación me viene de perlas.

    besines

    ResponderEliminar
  3. En casa a mi hijo pequeño no se las puedo poner "ni en pintura", sic, pero al mayor le gustan con locura desde muy chiquitito....así que el día que las hago, sé que tengo que hacer dos primeros.
    Bss
    La cocina de Mar
    htpp://la-cocina-de-mar.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  4. Me encanta este plato y su presentación, si lleva espinacas ya me gusta y con la bechamel queda perfecta, besitosssss

    ResponderEliminar
  5. Pues seguro que están buenísimas :)!

    ResponderEliminar
  6. Esta es la única manera de la que puedo llevar espinacas a la mesa sin que tenga que sufrir miradas asesinas. Buenísimas. Besos.

    ResponderEliminar
  7. Si es que están riquísimas y además con las gambitas, me encantan
    Besitos

    ResponderEliminar
  8. Lleva bechamel, me gusta. He visitado tu blog y me he quedado, me gusta mucho, felicidades!!

    ResponderEliminar
  9. Hola Javi, me gusta tu blog http://alamesayrico.blogspot.com.es/
    y espero recomendar muchas recetas tuyas en mi blog, muchas gracias.

    ResponderEliminar
  10. Holaaaa, y como bien dice tu lema..a la mesa y rico! y rico de verdad, siempre son un vicio con bechamel, pero con esas gambitas ya una pasada.
    Un besoooo

    ResponderEliminar
  11. Me encantan las espinacas de cualquier modo y qué cierto es que al principio no te caben en la sartén o cazuela y al rato casi hay que buscarlas con lupa.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Me encantan las espinacas, creo que es mi verdura favorita, aunque así a la crema es como más me gustan, las hace todavía más suaves, ummm a estas horas me comería una cazuelita más feliz.
    Besicos,

    ResponderEliminar
  13. Que ricas y sanisimas estas espinacas con crema bechamel.Muchos besos cielo.

    ResponderEliminar
  14. Así es como se come las espinacas uno que yo me se! bs

    ResponderEliminar
  15. Buenas noches Paula y Javi. Unas espinacas gratinadas con bechamel, digna de los dioses. Te han quedado de maravilla y tienen que tener un sabor extraordinario, con esos ingredientes tan buenos que lleva.
    Un beso Paco

    ResponderEliminar
  16. Una espinancas muy buenas, me encantan con bechamel, la proxima vez pondré gambitas tienen que estar riquísimas. Acabo de conocer tu blog y me gusta así que me quedo como seguidora y te invito a visitar mi blig.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  17. Últimamente estoy comiendo muy sano y esta receta me viene genial. Gracias, Javi! Besitos.

    ResponderEliminar
  18. Volviendo a la normalidad. Estas espinacas seguro que me arreglarían la tendinitis como a los musculitos de Popeye. Se ven deliciosos.
    Bss

    ResponderEliminar
  19. Hola; ¡¡Felicidades!!
    Tienes un premio en mi blog: http://chupchupenlacazuela.blogspot.com.es/
    Te invito a recogerlo y si la visita te gusta, a quedarte.
    Bss

    ResponderEliminar
  20. Hola Javi!, mucho hacia que no pasaba por aqui, que ricas esas espinacas!!, hace muchisimo que no las pongo, creo que ya es hora de verdurita ;)
    Bsss

    ResponderEliminar
  21. Muchas gracias a todos, es un placer leeros a muchos de los habituales y ver a nuevos seguidores por aquí. Alegrón.
    Besossss y abrazos.
    Javi.

    ResponderEliminar